horta

Un innovador restaurante está causando sensación entre los habitantes de Nueva York y todos los turistas, esto es por la particular experiencia que hace vivir a sus múltiples visitantes que llegan para disfrutar de una comida de un modo especial.

Estamos hablando de una propuesta denominada “Dark Dining Projects”, una empresa que organiza cenas particulares en diversos lugares y en donde el objetivo es jugar con los sentidos, utilizando todos menos la vista.

Los comensales no pueden ver los platos y por lo tanto tampoco saben que les servirán ni con qué otras personas comparten la mesa, por lo que al principio resulta un tanto incómodo, pero que con el correr de los minutos las personas se relajan y se logra un ambiente de auténtica cordialidad.

horta

Para realizar este tipo de actividades es posible hacer las reservas por medio de Internet siendo necesario especificar si eres alérgico a algún tipo de comida o condimento y al finalizar la cena se le entrega a cada persona el menú detallado que ha degustado.

Una propuesta fuera de lo común que propone para todos los amantes del buen comer y a quienes buscan nuevas sensaciones, una experiencia única de la que seguramente no se arrepentirán.

Vía Las Escapadas