- patrocinador -

Museo de la Patata Frita

El mundo entero está lleno de sitios realmente increíbles, y así como hay museos “serios”, podemos encontrarnos también con algunos que provoquen verdaderas carcajadas, como por ejemplo el Museo de la Patata Frita, ubicado en la ciudad belga de Brujas, que aunque no lo creas, se ha convertido en uno de los sitios turísticos más visitados del país, debido al amor que provoca este plato en todo el mundo.

De hecho, el Museo de la Patata Frita es el sitio donde uno puede conocer todo el desarrollo de este alimento básico, desde sus orígenes como un cultivo más, hasta convertirse en una de las guarniciones más importantes del mundo de la gastronomía, y un plato que grandes y chicos disfrutan por igual en cualquier parte del planeta.

Además, hay que tener en cuenta que si bien los orígenes de la papa le pertenecen concretamente al territorio de América del Sur, los belgas aseguran que fue en este país donde se prepararon por primera vez las famosas Patatas Fritas, y por eso se adjudican tal representación en este museo, que ha sido desarrollado por un personaje muy singular a nivel local.

Se trata, justamente, de Eddy Van Belle, quien además de este recinto, es conocido en el país entero por poseer otros dos museos extraños, el de Lámparas e Iluminación Doméstica, y un nuevo museo dedicado a la Historia del Chocolate, los que obviamente hacen las delicias de las personas que se interesan especialmente en estas temáticas, y que encuentran aquí un sitio donde disfrutar hasta los detalles más impensados de las mismas.

Otro elemento interesante a señalar en torno al Museo de la Patata Frita, es que el recinto en donde funciona el mismo, es uno de los edificios más antiguos de la ciudad de Brujas, considerando que fue inaugurado en el año 1399, aunque se mantiene en un estado de conservación realmente impecable.

- patrocinador -