Un final feliz para la odisea que sufrió un vuelo de Lufthansa procedente de Munich que se disponía a aterrizar en el aeropuerto alemán de Hamburgo el pasado sábado 1 de marzo de 2008.

La nave, un Airbus 320, que transportaba a 131 pasajeros, fue atrapado por el rumbo del ciclón Emma, un fuerte golpe de la naturaleza que dejó 15 víctimas a su paso en Alemania, Polonia, Austria y República Checa.

Hoy en día, las filmaciones aficionadas, ya sea con móviles o con videocámara de alta resolución están a la orden del día, y las imágenes del aterrizaje del vuelo mencionado ha sido capturado por una persona que se encontraba en el aeropuerto.

En el video se muestra al avión cuando es golpeado por una ráfaga de viento de más de 120 kilómetros por hora y una acertada maniobra del piloto, de 39 años de edad, que logra enderezar el aparato que está a punto de estrellarse y donde resulta dañada el ala izquierda al impactar contra la pista. Luego se remonta nuevamente para realizar una segunda maniobra y gracias a la experiencia de sus tripulantes, logran tocar tierra en otra ubicación.

Personas allegadas a los pasajeros comentaron que dentro del avión se vivió desesperación y pánico en los minutos que sin lugar a dudas podrían haber resultado una verdadera catástrofe aérea.

Vía│Clarín

Compartir
Artículo anteriorOtoño… muy al sur
Artículo siguienteHoteles en Nueva York