Al preguntarle a un grupo de viajeros dedicados a la fotografía cuáles eran sus propuestas como las ciudades más sexy, sus respuestas no fueron las obvias. Entre ellas nombrarona: 

— “Copenhague, Dinamarca, se ha convertido en uno de los centros de moda de Europa”. “La vida nocturna es intensa. Hay hoteles boutique hermosos. La gente anda en bici por todos lados y en el verano la pasa en las playas socializando, nadando o veleando. Esta urbe es muy contemporánea pero a la vez te transporta siglos atrás”.

— “Praga tiene todos los atributos de las metrópolis como París o Roma”,  “las calles, los lagos, los la música, la comida y la vida nocturna, pero en un tamaño más manejable. Aparte es visualmente impactante.

— “Ho Chi Minh, Vietnam, conocida como Saigón, ahí se mezcla la cultura francesa con las tradiciones de cultura, comida y estilo del sureste asiático “Está de moda. Es un sitio tropical y urbano a la vez. Saigón es el Nueva York  de Hanói. El epítome de su sensualidad es ver pasar a las mujeres vestidas con el tradicional ao dai, una túnica de seda con aberturas laterales que suben hasta la cintura. Es una capital de negocios que también tiene mucha belleza, casas de té tradicionales, una fuerte cultara culinaria y la juventud llena de energía que llena sus calles”.