-

La ciudad de Calblanque en la región de Murcia

calblanque

Calblanque, está situado en las inmediaciones del Mar Menor, está protegido por una cadena montañosa en la región de Murcia. La poca profundidad de sus aguas y la ausencia de oleaje hacen del Mar Menor un lugar idóneo para la práctica de todos los deportes náuticos. Debido a la salinidad de sus aguas, que alcanzan el 50% (la más alta de Europa), los efectos terapéuticos están asegurados.

Lugares de interés:

Parque de Calblanque, monte de las Cenizas y Peña del Águila: Lo primero que llama la atención del parque es la calidad de sus playas, desde las que no se ve ni un solo edificio. Las mejores son la de las Cañas, donde se encuentra el único aparcamiento de la zona, y la Calblanque, concurrida por naturistas. El color de la arena cambia desde un dorado intenso a un ocre rojizo, mientras que el mar sorprende por su permanente transparencia. Las condiciones del baño son perfectas y el acceso es por pista no asfaltadas desde la autovía hasta el aparcamiento, desde donde salen saminos solo utilizables por ciclistas o caminantes.

playa_calblanque1

Salinas de Rasall: Es otro de los grandes atractivos de Calblanque. Repletas de aves migratorias, desde el observatorio se pueden ver, sobre todo al amanecer y al atardecer, flamencos, cigüeñelas, avocetas, chortilejos, tarro blanco y variadas especies marinas.

Ruta cala Reona a Calblanque: Este recorrido, que se puede realizar a pie o en bicicleta de montaña, ofrece unas impresionantes visitas desde la punta de los Saleros a Punta Espada. El sendero está sembrado de antiguos pozos y minas de profunidad sobrecogedora , y de palimotos y plantas aromáticas como la lavanda, el tomillo y el espliego. Al final del recorrido, las playas de Cablanque permanecen ajenas a la actividad turística y rodeadas de montañas.

Visita a Cartagena y Murcia: Desde la Manga es fácil desplazarse por autovía hasta estas ciudades. Una visita a sus museos o un paseo por sus calles son rutas obligadas para los aficionadas a la historia y el arte.

Lo último...