Si hay un sitio en el mundo dónde se cruzan los caminos en el mundo es en Yemma el fna, en Marrakech Y la plaza es el mundo
Al caer la noche la plaza se convierte en el epicentro de la ciudad y se mezclan los puestos de comida con los encantadores de serpientes, los cuentacuentos locales y la gente que se encuentra recién terminada la jornada laboral
La plaza fue declarada Patrimonio Oral de la Humanidad gracias a la campaña de Juan Goytosolo “yo también soy hijo de la Plaza”. Una visita obligatoria para cualquier viajero que quiera conocer Marruecos
¿Cuánto tiempo hay que esperar?
Fotos de Ana Aldea