El Valle de Cocora es reconocido mundialmente por sus palmeras, de hecho, la palma de cera es el árbol nacional de Colombia y las palmeras más altas del mundo, que alcanzan los 60 metros de altura.

Es normal ver a las palmas de cera en muchos lugares, como salpicadas al azar en los mastizales. Los troncos de esta especie son delgados pero duros como el cemento.

Este sitio se encuentra ubicado en la región cafetera central colombiana, como muchos la conocen ‘la Zona Cafetera’. Pero no solamente el lugar es interesante por sus palmeras, existen otros puntos muy interesantes que vale la pena descubrir.

valle de cocora

La aldea de Cocora es un grupo de sólo tres edificios, uno de ellos es el Bosque de Cocora, un restaurante con estilo rural en el que se sirven diferentes platos de la cocina regional (por ejemplo, gran variedad opciones preparadas con trucha).

Obviamente si estás programando un recorrido del Valle de Cocora comenzarás por ver de cerca las palmas, luego puedes dirigirte al Pueblo de Salento, que se encuentra a unos 11 kilómetros al oeste, en donde los vendedores se encuentran por todos lados.

Si tienes un día para realizar una excursión de un día busca la puerta azul en las proximidades de Cocora. Desde ahí se partirá a un pequeño criadero de truchas que a través del camino se empieza a ganar altura.

En las cercanías de los bosques tropicales se ve un bosquecillo de pinos de Tahoe, si continuas unos kilómetros encontrarás la Reserva Acaime, una reserva natural en que los excursionistas pueden disfrutar un restaurante con platos muy sabrosos y típicos de la región. También existe la posibilidad de pasar la noche en la reserva, solo será necesario realizar una reserva con un día de antelación.

Otro sitio que debes visitar es la Finca la Montaña, con bosques de niebla e imponentes vistas.

Foto | Flickr