Para los que disfrutan de elegir destinos turísticos culturales en el mundo, no pueden obviar el atractivo que supone la Gran Muralla China, la más famosa construcción de su tipo en el mundo. Con nada menos que 9,000 kms de recorrido por el norte de China. Destinada a proteger el imperio del acoso de los nómadas, pero debido al tiempo transcurrido muchas partes de su construcción fueron desapareciendo aunque se conservan grandes secciones que son visitadas cada año por millones de emocionados turistas.

La Gran Muralla China es también uno de los monumentos más fotografiados y que ha servido para muchos grandes filmes. Su historia se remonta a su construcción en el siglo V antes de Cristo y para el siglo XVI se emprendió una agresiva reconstrucción del monumento que sirvió durante siglos para defenderse de los ataques externos. Se ha estimado en 8,851.8 su largo abarcado desde l frontera con la Repúbica de Corea hasta el desierto de Gobi.  Mide de entre  6 a 7 metros de alto y de 4 a 5 metros de ancho.

En su apogeo durante la dinastia Ming, fue custodiada por más de un millón de guerreros y en su construcción murieron nada menos 10 millones de trabajadores, lo que le ha dado el triste mote de “Cementerio del Mundo”.

gran muralla china

China es uno de esos lugares que atraen como hemos dicho antes, por su enigmática cultura y aunque disfruta de muchos lugares que son de atractivo turístico el de mayor afluencia, es la Gran Muralla China,  nombrada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 1987. Además en el 2007 se estableció como un de  Las Nuevas Siete Maravillas del Mundo Moderno.  La leyenda de que la misma es visible desde el espacio ha sido refutada en los últimos años, pero eso no le resta el atractivo y la gran cantidad de personas que cada año llegan a China para recorrerla aunque sea un trecho de su larga trayectoria.

Imagen: Gran Muralla China