Camping vs. Glamping: ¿En qué se diferencian?

El turismo es un sector que está en continua evolución, ofreciendo nuevas alternativas a los usuarios con las que hacer frente a las demandas de estos. Cada año que pasa, las prioridades de los viajeros cambian. Últimamente, buscar opciones donde disfrutar de la naturaleza es una de las cosas más demandadas. Hasta hace algunos años, el camping era una de las mejores opciones para esto, pero con el paso del tiempo han ido surgiendo alternativas como el glamping. Ahora bien, ¿sabemos cuál es la diferencia entre ambos?

Poco hay que decir del camping, un concepto que suele estar asociado a servicios y comodidades limitados, aunque todo depende de cómo uno prepare esa escapada. Al hablar de camping, lo primero que se nos viene a la cabeza es el uso de tiendas de campañas o caravanas con la que poder desplazarnos hasta lugares para disfrutar de la naturaleza. Ahora bien, ¿sabemos que es el glamping?

¿Qué es el glamping?

Cuando hablamos de glamping nos estamos refiriendo a un término inglés, muy parecido al camping, pero con la diferencia de que se utiliza un alojamiento inusual en un entorno natural. Una tienda glamping destaca por ofrecer un mayor confort pero sin perder el espíritu del camping. Para ello, estos alojamientos suelen ofrecer baños privados, ropa de cama cómoda y confortable, agua corriente en el alojamiento y electricidad para enchufar cualquier cosa. El objetivo de todo esto, es que el usuario pueda disfrutar de un entorno natural con la mayor comodidad posible.

Hay que decir, que dentro del glamping nos podemos encontrar diferentes tipos y formas de alojamiento. Por ejemplo las tiendas lodge, tipi, yurta o burbuja. Estos alojamientos estarán dentro de un camping, permitiendo aprovechar al máximo el tiempo que estemos allí hospedados.

Su objetivo final no es otro que el de ofrecer una experiencia única dentro de la naturaleza.

Diferencias entre camping y glamping

Veamos a continuación algunas de las principales diferencias que nos podemos encontrar entre camping y glamping.

Alojamiento

Una de las principales diferencias lo encontramos en el alojamiento. En el caso del camping, eres tú quien traes la «casa» ya sea por medio de una tienda de campaña, la caravana o la autocaravana. En este caso, el confort dependerá de nuestro propio equipamiento.

En el caso del glamping, el usuario podrá alquilar un alojamiento listo para ser utilizado. Aquí nos podemos encontrar diferentes tipos de alojamiento, pero todos ellos destacan por ofrecer la mayor comodidad posible.

Servicios disponibles

Otra diferencia importante lo encontramos en servicios básicos como el agua corriente, los baños privados o la ropa de cama. Mientras que en el caso del camping contar con estos servicios resulta más complicado, en el glamping es algo que viene de serie. Al final el turista se encontrará como si estuviera en su propia casa.

Espacio disponible

El espacio del que se dispone en el caso del glamping es mucho mayor que el que se pueda tener en el caso del camping. Esto es perfecto en caso de viajar en familia. No será necesario dormir todos juntos, ya que podremos disfrutar de un mayor espacio, lo que al final se traduce en mayor confort.

Aunque son muchos los que piensan que con el glamping se pierde toda la magia del camping, yo creo que esto no tiene por qué ser así. Es una forma de poder disfrutar de la naturaleza pero sin que eso signifique no poder disfrutar de una mayor comodidad.

Ir arriba