- patrocinador -

Barú y Providencia son islas de la Costa Atlántica que deslumbran a los visitantes por su clima tropical y exóticos paisajes.

Barú es un brazo que se extiende sobre el Mar Caribe a 90 minutos de Cartagena. De clima húmedo, es una isla de playas con arenas limpias, aguas cristalinas y luz excepcional. Lejos del glamour y arquitectura colonial de Cartagena, su paisaje permite contemplar corales de tonalidades deslumbrantes y singulares especies marinas.

Las actividades más solicitadas de la isla son el buceo y el esnorquel. Los más románticos pueden optar por recibir el atardecer en velero en la Ciénaga de Portonaito, con música en vivo. La mayor atracción es el Parque Nacional de Corales del Rosario, conformado por 43 islas, a sólo 25 minutos en lancha desde Barú.

Barú ofrece solo un gran hotel: Royal Decameron Barú, con sistema all inclusive y con múltiples actividades recreativas. Si el presupuesto es más acotado, Playa Blanca cuenta con posadas para dormir en hamacas o bien acampar.

Providencia es ideal para aquellos que buscan aislarse del bullicio urbano. Sus 17 kilómetros cuadrados fueron declarados Reserva de la Biosfera Seaflower por la UNESCO. En la isla, se puede visitar el Parque Nacional Natural Old Providence McBean Lagoon, donde se observa la diversidad paisajística que incluye manglares, arrecifes, lagunas y cayos. La montaña Pico ofrece una impactante vista panorámica del Caribe.

Bahía de Agua Dulce y South West Bay son las dos áreas donde se concentran los mejores hoteles y restaurantes. La Posada del Mar es una de las opciones más sofisticadas, con un bar a orillas del mar. El hotel Sol Caribe Campo fusiona una frondosa vegetación con vista al mar.

CONSEJO: probar langosta, cangrejo y todo tipo de pescados adobados con coco.

- patrocinador -

4 Comentarios

Comments are closed.