La isla de Capri es una hermosa región a orillas del mar Tirreno, que durante  siglos ha cautivado a los visitantes. Fue un balneario muy apreciado durante el Imperio Romano y es hoy en día uno de los destinos turísticos más apreciados en Italia.  Conformada por Capri y Anacapri, la isla tiene todo lo que se necesita para disfrutar una vacación especial.  Sus hermosos parajes como  la Marina Piccola, el Belvedere de Tragara, Anacapri y  la Gruta Azul, han sido motivo de inspiración para miles de fotografías, libros y obras musicales, tan maravilloso es el paisaje en esta región de Nápoles.

Capri cuenta con  dos puertos contiguos, Marina Piccola y Marina Grande. Es un entorno turístico de glamour en donde se pueden encontrar tiendas de las más exclusivas, restaurantes de alta gastronomía, al mismo tiempo que un entorno puramente del lugar, como residencias y edificios que aún muestran la arquitectura de las distintas épocas de la isla de Capri. Capri fue y sigue siendo un lugar preferido por las celebridades para sus veraneos.

Los turistas comúnes, inundan Capri durante la época de verano también, algunos de paso a Nápoles y otras ciudades italianas. Hacen un alto para disfrutar la hermosa belleza del cielo intensamente azul que compite con el  también azul del mar. El viaje para conocer Capri se hace en transbordador y dentro de la ciudad hay algunas opciones de funicular para transportarse por los distintos puntos de la isla.

isla de capri

Además del disfrute pleno de una vacación en Capri, con las olas suaves del mar y el azul intenso del cielo, hay que disfrutar de su famosa gastronomía, muchos platos de Capri como la ensalada caprese, y la torta caprese se han vuelto platos de fama internacional. No menos famosos son sus lugares más atractivos de enorme reclamo turístico, que hacen tan famosa a Capri, Villa San Michele, la mundialmente conocida Gruta Azul, Villa Lysis, Villa Jovis, La Piazzetta,Monte Solaro y Punta Carena entre otros.

Imagen: Wikipedia