Sudáfrica es uno de los países africanos con mayor cantidad de paisajes turísticos, y en este sentido, debemos destacar que la ciudad de Pretoria es, a su vez, y no en vano, una de las que mayor cantidad de turistas recibe, motivo más que suficiente para que hablemos de algunos de sus atractivos en particular, siendo en este caso la oportunidad del denominado Monumento Voortrekker, uno de los más trascendentes de la zona.

En concreto, se trata de una espectacular estructura de granito, que adquiere su nombre a partir de haber sido construida con el objetivo de honrar a los “voortrekkers”, como se conoce históricamente a los pobladores que en su momento abandonaron la región de “Colonia del Cabo”, a mediados del siglo XIX, con la intención de trasladarse hasta la actual Pretoria.

Este monumento, que fue diseñado y construido por el arquitecto Gerard Moerdijk, cuenta con la particularidad de que ser visto desde casi toda la ciudad ya que se encuentra en la cima de una colina, algo que se estilaba mucho por la época, y que es común en algunos de los demás recintos de este tipo que se han levantado en los alrededores, a fin de otorgarles mayor trascendencia.

En cuanto a algunas de las características principales de este sitio, debemos decir que el “Voortrekker Monument” tiene una altura de casi 40 metros de altos, y como se encuentra sobre una base de más o menos la misma altura, se hace realmente imponente. Además, se parece bastante a muchas construcciones alemanas, y en especial a una ubicada en la ciudad de Leipzig, la denominada “Völkerschlachtdenkmal”.

Además, para hacer aún más espectacular el paseo, con el correr de los años se fue formando en torno al Monumento Voortrekker, una especie de parque alrededor, el cual incluye elementos como jardines, fuertes, un anfiteatro al aire libre que funciona aún, y una pequeña reserva natural, realmente preciosa.