- patrocinador -

horta

Dando vueltas por la web nos encontramos con una verdadera curiosidad japonesa. Se trata de un “sistema” -bastante básico por cierto- para lograr que quepa la mayor cantidad de gente posible en los vagones de los trenes que circulan por Tokio.

Si ven la fotografía comprenderán perfectamente de lo que estamos hablando. Son personas que trabajan en las diferentes estaciones y que se conocen con el nombre de “eki-san” cuya traducción significa aproximadamente “señores de la estación” pero que son comunmente llamados “empujadores” por su más que obvia labor.

Muy bien vestidos con un uniforme un tanto serio se empeñan en empujar -literalmente- a los pasajeros sin importar edad, género ni tamaño, para lograr que aborden al tren y que luego la puerta pueda ser cerrada.

Los eki-san tienen períodos de mayor cantidad de trabajo que, por lo general, tiene que ver con las horas pico, es decir, aquellos momentos del día en donde la gente sale de sus hogares para ir a trabajar y al regreso. También existen estaciones donde el trabajo de los empujadores es más solicitado y las principales son las de la línea JR Keihin Tohoku y las de la línea Yamanote.

Desde luego que este “servicio” que se ofrece en las terminales de tren de Japón no es apto para personas claustrofóbicas y mucho menos aquellos intolerantes que no soportarían ser tocados, presionados y apretados, eso sí, con guantes blancos.

Vía│Diario del Viajero

- patrocinador -

1 Comentario

  1. Aqui son tratado como rebaño de ovejas, la misma forma, apretados, sin opción alguna de poder moverse. La transmisión de enfermedades se hace rápidamente al respirar aire contaminado y viciados ya que no circula el aire.