Puente colgante de Capilano

Aunque los puentes podemos encontrarlos en muchos de los sitios turísticos que intentemos recorrer, normalmente las personas no viajan para encontrarse puentes. Claro, porque casi nunca se trata de algunos de los que podemos considerar entre los puentes más tenebrosos del mundo, como es el caso, en esta ocasión, de los que vamos a analizar a continuación, sólo aptos para personas de verdad intrépidas.

Para comenzar con el repaso, entonces, imposible dejar de nombrar el caso del Royal Gorge, un puente que atraviesa el río Arkansas cerca de Cañon City, Colorado. El mismo cuenta con más de 950 metros de largo, sobre el río local, y lo curioso es que supo ser el récord de puente más alto del mundo desde 1929 hasta 2001.

Igual de aterrador, podemos encontrarnos el Bosphorus, uno de los dos puentes que cruza el estrecho homónimo, y que separa los continentes de Europa y Asia, concretamente en la ciudad de Estambul. Tal vez éste, más allá de su naturaleza temible, sea el más famoso de todos los puentes que vamos a mencionar. En su caso, la altura es de más de 200 metros, así que no mires para abajo.

Por eso, y el que más nos ha asustado a nosotros particularmente, es el Puente colgante de Capilano, que se encuentra en la parte Norte de Vancouver, en Canadá. Sus características señalan que tiene más de 450 pies de largo, mientras que su altura es de unos 230 metros, y también, como los demás, está por encima de un río.

Finalmente, terminamos el análisis con el Carrick-a-rede rope bridge, un puente colgante situado en las cercanías de Ballintoy, condado de Antrim, Irlanda del Norte. Es el más extraño en cuanto a su diseño, probablemente, y aunque está a apenas 25 metros sobre el nivel del mar, se encarga de unir una aldea de pescadores con la zona, por lo que su importancia es vital.