Aunque Aruba es uno de los destinos más conocidos y visitados del mundo entero en virtud de sus espectaculares playas y demás paisajes de interés, tampoco podemos dejar de considerar que cuenta con otra serie de elemento destacados que la naturaleza le ha otorgado, como en este caso el Parque Nacional Arikok, uno de los más famosos de toda Centroamérica, y perfecto para los amantes de la aventura que llegan a este territorio.

Justamente, este espacio ubicado en las Antillas Menores, cuenta con aproximadamente el 20% de los ecosistemas naturales que podemos encontrar en Aruba, siendo designado “Santuario Natural” por el gobierno local desde el año 1995, e incluyendo formaciones geológicas antiguas, formaciones de lava y otras formaciones geológicas, las que han atraído a especialistas en suelos de todo el mundo en los últimos años.

Por eso, si dentro de tu viaje a Aruba también te has propuesto hacerte una dimensión de la flora y fauna que existen en este sitio, no podemos dejar de recomendarte que existen cinco especies que sólo pueden ser encontradas en la isla en todo el mundo, la mayor parte de ellas de aves y anfibios. Además, también puedes encontrar aquí la mayor parte de los puntos más altos de Aruba, lo que lógicamente aporta una serie de vistas inigualables de este paraíso natural.

El Parque Nacional Arikok, uno de los principales sitios para producir ecoturismo, es entonces un espacio único en Aruba, que te permitirá visitar por ejemplo una increíble cueva denominada “Dos Playas”, otra submarina denominada “Boca Druif”, y posteriormente otras cuevas también interesantes, como las de Quandirikiri, Huliba y Baranca Sini.

Por último, si tu verdadera intención en este sitio es la de realizar senderismo, o cabalgatas, debes dirigirte a las zonas sur y norte del Parque Nacional Arikok, recordando siempre que se encuentra dividido hasta en cuatro zonas, de las cuales a excepción de los deportes, las mejores atracciones se encuentran en la parte central.