Son muchas las personas que aprovechan sus vacaciones para disfrutar de una de sus grandes pasiones: las motos. Es habitual encontrarse a gente que a la hora de realizar una escapada, utilizan su moto para desplazarse. Este plan puede parecer muy atractivo, pero se puede convertir en un gran problema si no se tienen en cuenta ciertas cosas a la hora de planificar tus vacaciones. Hoy queremos compartir con todos vosotros algunas recomendaciones para organizar unas vacaciones en moto.

Documentación en regla

Fuente: Pixabay

Empezaremos por algo obvio pero que en ocasiones, por algún despiste, nos puede suponer algún dolor de cabeza. Es muy importante que nos aseguremos de que tenemos todos los papeles en regla, así como un seguro de motos a terceros como mínimo, para que en caso de sufrir algún percance, el seguro se pueda encargar de todo y revisar que estará en vigor durante todo el tiempo que durará nuestras vacaciones.

Revisar el estado de la moto

Al igual que ocurre con los coches, es muy importante que días previos a empezar el viaje, hagamos una revisión del estado de la moto para verificar de que todos los elementos están en perfecto estado. En este caso, lo más recomendable es llevarla a un taller de confianza para que miren el estado de los frenos, los amortiguadores, los distintos niveles… De esta forma estaremos reduciendo el riesgo de que nos quedemos tirados por culpa de alguna avería.

También es recomendable que llevemos siempre encima un pequeño kit de reparación básico, para que en caso de pinchazo o avería menor, podamos nosotros mismos darle solución.

Equipaje a transportar

Fuente: Pixabay

Lo primero que debemos conocer, es que el espacio que ofrece una moto no es el mismo que el de un automóvil. Debido a esto, es muy importante decidir bien el equipaje que llevaremos para que este no sea excesivo. Una vez decidido, deberemos repartir bien el peso entre todos los cofres que utilicemos. Si un lado va mucho más cargado que el otro, puede hacer que suframos alguna caída al menor descuido.

Otra de las cosas que debemos cerciorarnos bien, es que las maletas estén bien sujetas, atándolas de la mejor forma posible para evitar que se muevan durante todo el tiempo que dure el trayecto.

Elegir la ropa de viaje

Cuando hablamos de ropa de viaje, nos estamos refiriendo a los elementos básicos que todo motorista debería utilizar cada vez que se suba en su moto y que aportan mayor seguridad. Entre ellos no puede faltar el uso del casco, el traje con protecciones o el uso de guantes y calzado adecuado. Nunca debemos viajar en camiseta o pantalones cortos. Como detalle a tener en cuenta, es importante que la ropa interior sea cómoda, si puede ser, que no tengan demasiadas costuras.

Estar bien alimentados

Viajar en moto supone un gran esfuerzo, tanto físico como mental. Hay que estar pendiente de mil cosas para no sufrir ningún percance. Estar bien alimentado e hidratado es fundamental. Utilizar bebidas isotónicas para refrescarse e ingerir algunos snacks pueden aportarnos la energía suficiente para seguir con nuestro trayecto.

Bienestar físico

Fuente: Pixabay

Por último, es muy importante contar con un buen estado físico a la hora de viajar en moto. Hay que recordar que estaremos en posturas poco convencionales lo que puede derivar en dolores musculares. Es muy importante hacer descansos cada dos horas y realizar ejercicios de estiramiento para desentumecer los músculos.

Además de todas estas recomendaciones, la más importante es que seamos prudentes durante todo el viaje. Cualquier incidente en moto, puede desencadenar en un fatal desenlace.