El Mardi Gras de New Orleans, en los Estados Unidos, es una de las celebraciones más impresionantes relacionadas con los carnavales que podemos encontrar en todo el mundo, tal vez sólo comparable al de Rio de Janeiro, en Brasil. De hecho, aunque ese evento se desarrolla también en los territorios de Mobile, Alabama, es en el sitio que mencionamos previamente donde se ha constituido en uno de los atractivos turísticos que nadie puede perderse.

Este encuentro, cuyo nombre proviene del francés, y podría ser tranquilamente traducido como “Martes Graso”, hace referencia en realidad al tradicional “Martes de Carnaval” que se desarrolla en New Orleans, y que asegura la llegada de miles de turistas, provenientes no sólo desde distintos puntos de los Estados Unidos, sino de cualquier lugar del mundo.

Además, es necesario aclarar que no se trata de una cuestión caprichosa el hecho de que el Carnaval se desarrolle los días martes, sino que el mismo se lleva a cabo especialmente el día anterior a los Miércoles de Cenizas. De hecho, aunque se denominada de la misma forma a todos los desfiles que contempla el Carnaval, y que comienzan varias semanas antes, en realidad el Mardi Gras es únicamente el día martes previo al Miércoles de Cenizas.

Si vamos al caso de New Orleans concretamente, no podemos dejar de lado tampoco el hecho de que el origen de la celebración, se encuentra basado en una tradición católica, según el cual el mismo comienza el 6 de enero, la noche de Epifanía. Es por eso que, incluso en la actualidad, es común que a partir de ese mismo día, podamos ser testigos de los desfiles de carrozas, bailes de máscaras y demás eventos relacionados.

Hay que destacar, igualmente, que los desfiles y las celebraciones de mayor colorido y elaboración tienen lugar los últimos cinco días de la temporada, por lo que la mayoría de los turistas optan por arribar directamente en esta parte del Carnaval.