- patrocinador -

horta

Visitaremos hoy un lugar muy particular de la tierra polaca que se encuentra ubicado más precisamente a tan sólo diez kilómetros de Cracovia y a 135 metros de profundidad. Se trata de una pequeña población que recibe el nombre de Wieliczka que se enorgullece de poseer un verdadero tesoro subterráneo conformado por una extensa mina de sal cuya explotación data del siglo XIII.

Claro que no se trata de una mina de sal cualquiera, sino que descendiendo los 394 escalones que permiten el acceso nos encontraremos con 3 kilómetros de calles, puentes, capillas, impresionantes salones, esculturas y muchos atractivos más que han sido tallados en sus paredes por mineros anónimos y escultores polacos.

En los 9 niveles que dispone el interior de la mina de Wieliczka podremos admirar por ejemplo la Cámara del Tesorero esculpida en honor de un personaje, que según se dice, aparecía cada vez que un minero se encontraba en una situación de riesgo, también la Cámara de los Duendes, la de Copérnico y la Capilla de la Santa Cruz se destacan entre otros hermosos salones.

horta

Estando en Wieliczka no pueden dejar de visitar la Cámara de Casimiro el Grande, levantada en homenaje al monarca que reguló el comercio de la sal en Polonia y tal vez, la que se lleva todos los aplausos es la Capilla de la Princesa Kinga que resalta por sus extraordinarias dimensiones y por sus enormes y espectaculares lámparas realizadas integramente en cristal de sal.

Cabe destacar que dentro de la mina también funciona un sanatorio que es muy visitado por pacientes asmáticos cuya recuperación se ve favorecida por el microclima existente en el inmenso yacimiento. Este magnífico lugar cuenta con el título de Patrimonio de la Humanidad otorgado por la UNESCO en el año 1978.

Vía│Sobreturismo

- patrocinador -

1 Comentario

  1. hola!!
    amigos
    pss aki ando media triste
    por ke no ayo informacion
    sobre
    las minas o yaciemientos de sal a nivel nacional y mundial
    ocupo
    mucho
    su ayuda
    pliss
    kontesten

    se les kiere karlita