Es momento para visitar los lugares de Segovia diferentes a los que te muestran en las rutas oficiales, que te ayuden a saborear sus contenidos turísticos más ocultos. Te proponemos un recorrido alternativo, lleno de matices y alguna que otra sorpresa. ¿Te atreves?

Segovia es una de las Ciudades Patrimonio de la Humanidad que puedes visitar a través de la geografía española. Quizás sea uno de los motivos por los que cada año son numerosos los viajeros que visitan esta hermosa capital castellana, con gran tradición histórica y cultural. Según los datos facilitados desde la Concejalía de Patrimonio y Turismo del Ayuntamiento de Segovia, durante el primer semestre de 2015, el Centro de Recepción de Visitantes de Turismo de Segovia, atendió a algo más de 132.000 personas. Personas que probablemente siguieron las guías oficiales y visitaron los típicos lugares de Segovia.

Los encantos de esta histórica urbe, muy cerca de la capital de España (a tan solo 90 kilómetros), son incontestables. El Acueducto, el Alcázar de Segovia o su Catedral son los lugares más visitantes por lo viajeros, no solamente nacionales, sino también de fuera de nuestras fronteras. Basta recorrer cualquier fin de semana la Calle Real para comprobar que estás en un destino eminentemente turísticos. Y que además ofrece una potente oferta culinaria, en donde puedes degustar sus muy afamados cochinillos, en los muchos mesones establecidos por sus calles.

El reclamo de sus rincones más emblemáticos, y a la vez visitados, hacen que sea un lugar muy indicado para realizar una escapada de fin de semana. No en vano, en 2 o 3 días puedes tener una visión bastante amplia de cómo es la capital. Sitios que visitar no te van a faltar, estate seguro de ello. Pero queremos que tu próximo viaje esté un poco alejado de los circuitos turísticos tradicionales. Además de evitarte grandes aglomeraciones, conseguirás visitar espacios igualmente maravillosos, que solamente los autóctonos tienen la suerte de disfrutarlos.

Con toda seguridad que estos lugares de Segovia que te propongo te merecerá la pena realizar un cambio en las típicas visitas programadas, y hasta puede que te sirva como excusa para volver de nuevo por estas recias tierras. En cualquier caso, lleva zapatos muy cómodos porque tendrás que transitas por calles muy esforzadas, en donde lo mismo subes grandes cuestas, como al rato las bajas. Pero no te deberá preocupar en exceso, porque es otro de sus atractivos.

lugares de segovia - Alcazar de Segovia
Fuente: Gavilla

La tradición de su imaginería

Si quieres visitar algo diferente, no lo tendrás muy difícil, porque en pleno centro se encuentra la Iglesia de San Millán, quizás uno de los más bellos templos románicos que surcan sus calles. A su austera, pero a la vez esplendorosa arquitectura, se le añadirá algunas de las piezas de la imaginería procesional más valiosas, que fueron donadas por uno de los hijos ilustres de la villa, el escultor Aniceto Marinas. Incluso si hace buen tiempo, será la excusa perfecta para aprovechar sus aledaños y recorrer sus estrechas calles, y por qué no, degustar los típicos aperitivos segovianos.

Con reminiscencias históricas

Otro lugar no muy conocido por sus visitantes, y de obligada recepción es la Iglesia de la Vera Cruz. Está situado en la parte baja de la ciudad, y junto al río Eresma. Se trata de otro edificio románico que no te será indiferente. No en vano, fue escogido por los caballeros templarios para asentar su orden en esta parte de España. El misterio de su arquitectura te llamará pronto la atención, y hasta puede que lo relaciones con los templos ubicados en Tierra Santa, si es que has viajado hasta este destino.

Después de la visita, podrás admirar una de las más bellas panorámicas de la ciudad. No puedes perdértela bajo ninguna circunstancia. Eso sí, puede que en la visita no estés solo, ya que es tradición que los segovianos celebren sus bodas en este recinto religioso. Pero de cualquier forma será otro aliciente más durante este singular recorrido que te hemos preparado.

lugares de segovia - vera cruz
Fuente: MonicaLoreto

Respirando aire libre

De cualquier forma, en Segovia no todo son iglesias y conventos a pesar del importante papel que juegan en su historia. También está abierta a los espacios naturales, y más si son del encanto de la Alameda del Parral. Muy cerca además de la Vera Cruz, y que es poco frecuentado por los turistas, para regocijo de los lugareños que pueden disfrutar todos los días de su tranquilidad y sosiego. Un espacio ideal para pasear, hacer deporte o leer un buen libro en sus terrazas. Alejado de cualquier contacto con el mundanal bullicio. Y hasta disfrutar de la simpática presencia de unos invitados no esperados: sus patos.

lugares de segovia: el parral
Fuente: juanmabenito

En busca de Antonio Machado

Y si quieres estar en mayor contacto con la cultura, no puede faltar tu visita a la casa-museo del poeta Antonio Machado. Te llegara a lo más hondo del corazón si eres un seguidor de su gran obra literaria. No en vano, aquí vivió durante muchos años mientras ejercía como profesor de francés, dejando una profunda huella en la vida de la ciudad. No es que esta casa tenga un valor arquitectónico, que no lo tiene, pero el poso sentimental no te lo podrás quitar durante mucho tiempo. Podrás además comprobar la austeridad de sus estancias, casi monacales, ubicadas en un entorno de gran belleza, muy cercano a la Catedral.

lugares de segovia - casa de antonio machado
Fuente: MARÍA VICTORIA GUERRERO

Despedida con las mejores vistas

¿Y que mejor manera de despedirnos de esta hospitalaria villa que con una panorámica general de la misma? Para ello habrá que dirigirse por la carretera de Valladolid, a un  lugar denominado el Mirador de Segovia. Quedará claro el porqué de este nombre cuando llegues. Se trata de un pequeño espacio al aire libre en donde podrás admirar sus vistas, un auténtico regalo para tus ojos que podrás plasmar con tu smartphone, para enseñarlo a familiares y amigos. Y quien sabe, si para que sean uno más de los muchos visitantes que llegarán este año de nuevo a este encantador lugar en donde se conjuga la tradición y la historia.

Será el momento definitivo para hacer las maletas recordando los lugares de Segovia que hemos visitado, o sencillamente coger el Tren de Alta Velocidad para emprender el regreso a casa. Con la sensación que haber estado en un destino alejado de los circuitos turísticos convencionales, pero completamente satisfecho de las sensaciones vividas en esta ruta tan original por la capital segoviana. ¿Crees que te quedarás con las ganas de repetir la experiencia y visitar otros lugares de Segovia?