En el año 2003, la East Lancashire Environmental Arts Network emprendió la contrucción de cuatro esculturas de arte contemporáneo con el objeto de lograr la atención e impulsar el turismo de Lancashire.

Luego de cuatro años de construcción, en el mes de Septiembre de 2007 fue finalizado el proyecto Panopticons, que consta de cuatro esculturas que están ubicadas en las localidades de Blackburn, Burnley, Pendle y Rossendale.

Las cuatro obras de arte se llaman: The Atom, Colourfields, Haslingden Halo y Singing Ringing Tree. La primera es una esfera similar a un caparazón de tortuga con algunos agujeros. El Haslingden Halo es una estructura de 18 metros de diámetro que se levanta sobre un trípode. Utiliza baja energía para iluminarse durante la noche, lo cual lo vuelve un punto de referencia.

horta

Colourfields es una extraña superficie elevada con una especie de puente colorido que la atraviesa por el medio. Pero sin lugar a dudas la más curiosa y que más visitas ha logrado es el Singing Ringing Tree. Se trata de una expresión artística creada por Mike Tonkin y Anna Liu que consiste en una superposición en espiral de tubos de acero galvanizados, los cuales emiten un curioso sonido cuando el viento choca de frente con ellos.

horta

Si bien las obras de estilo vanguardista, son muchas veces difíciles de apreciar, en este caso han tenido mucho éxito. La premisa de romper con las estructuras se ha vuelto un atractivo interesantísimo para todos aquellos que visiten la zona noroeste de Inglaterra.

Vía│nuestrorumbo

1 Comentario

  1. El blog del viajero » Blog Archive » Singing Ringing Tree: el árbol del viento de Burnley

    […] | ViajesDestinos Sitio Oficial | […]

Comments are closed.